LA JUSTA MEDIDA DEL METAL EN ROCK AL PARQUE 2018


 Por: Alejandro Barbosa Valderrama. Especial para: www.fortindelcaballero.com

 

La experiencia del sábado en Rock al Parque siempre será memorable para los metaleros del mundo. Pese a la disminución en cantidad, las agrupaciones que se presentaron en la 24 edición lograron que el público presente saliera satisfecho.

 

Algunos jóvenes y otros seguidores más veteranos, se acercaron al Parque Simón Bolívar desde temprano para no perder de vista a la agrupación española Ángelus Apátrida, una de las bandas más relevantes del sello Century Media. 18 años de existencia, cinco discos y tarimas con leyendas del metal como: SLAYER, ANTHRAX, ANNIHILATOR, OVERKILL, PANTERA y MEGADETH daban por descontado el nivel de Guillermo Izquierdo, David Álvarez, José Izquierdo y Víctor Valera.

 

Las cabezas de miles de fanáticos giraron sin parar durante el show Thrash Metal de esta banda de Albacete que presentó en sociedad su más reciente producción: "Cabaret de la Guillotine".

Un metal melódico pleno en virtuosismo y poder sacudió el escenario Plaza en el inicio de este sábado negro. Los aplausos y vivas no se hicieron esperar pese a los rayos del sol que a esta hora de la tarde capitalina son inclementes.

"First World of Terror", "Immortal" y "Architects" del "Hidden Evolution" desataron la locura. El repertorio también fue generoso en las canciones que componen el álbum de estreno "Cabaret de la Guillotine". Las más ovacionadas fueron: "Betrayed", "Ministry of God" y "Sharpen the Guillotine".

El hijo de este servidor hizo parte de la gran legión de metaleros que disfrutó a pleno con esta obertura del primer día.

"Réquiem" de MASACRE hizo que la ceremonia fuera completa. Alex Oquendo y su acostumbrada frase: : "Qué chimba hijueputa" saludaron al entusiasta público ávido de celebrar 30 años de esta leyenda nacional.

"Larga vida al metal de Colombia! Veo que ya hemos pasado más del límite. 30 años es mucho pero también es poco para fortalecer tanto público. Qué chimba HP".

 
 

El primer tema Alex lo dedicó a "Bull Metal". "Dónde quiera que estés hermano. en el gran puto infierno o en los putos cielos. En las orgías de su tierra".

"Sepulcros en ruinas", de 1988 fue el elegido de entrada para hacer tronar el escenario.

Aunque por momentos hubo problemas con el sonido, la presentación fue magistral y el pogo no pasó desapercibido. Sin reparo los asistentes vibraron con: "Escoria", "Ola de violencia", "Tiempos de guerra", "Cáncer", nunca soñado en vivo, "Blasfemias", interpretado con dolor y rabia, entre otros hicieron un anticipo de lo que sería esta primera entrega.

Oquendo fiel a su estilo, con respeto por sus mentores agradeció a PARABELLUM. Declaró a su banda hijo de esa vieja escuela del Ultra Metal. Agradeció también las banderas, los tatuajes, las camisetas y todo ese cariño de su público que durante tantos años sigue la carrera de MASACRE.

Mientras tanto en el escenario ECO la banda SKULL también hacía valer la bandera del metal con 20 años de trayectoria. En el escenario Plaza se alistaba IMPLOSION BRAIN que logró pasar en la Convocatoria Distrital y por su excelente trabajo en tarima se hizo acreedor a una entrevista que en los próximos días los seguidores de la comunidad de El Fortín podrán apreciar.

 

 
 

Esta historia continuará en una segunda entrega. Gracias!!